12/08/2021

THE SPACE FARM

ComunidadAudiovisual

RADIO TEXTUAL PRESENTA: HELL RIDERS: DE BRINCO AL INFIERNO. HELL AND HEAVEN FEST.

Hell-Heaven-Metal-Fest-2014-Fecha-oficial-Top-600x221


 Por: Cocodrilo Asesino y Teco

Cuando estaba morro pensaba que el rock era para los que usaban playeras negras. De hecho cumpliendo los 12 decidí que quería ser rockero, si bien no estaba pensando en subir al escenario y hacerla de tos, sí me veía moviendo el cráneo en la tocada, rodeado de puro cabrón con playera negra y mujeres de cabello alborotado y medias caladas a su alrededor, esa decisión me llevó a pedirles a mis padres que mi regalo de aquel cumpleaños fuera un concierto de KISS, y fue precisamente en ese concierto donde adquirí mi primera playera negra, era entonces, según mi lógica, un rockero, oficialmente me consideraba uno y poco a poco iba tomando una actitud que para mí era rockera: vomitar todo lo que me sonará a POP, como si hubiera algo más POP y producido que KISS, pero en efecto iba tomando lo que veía y creía rockero para llevarlo a mi molino. Fue así como KISS pintó de negro mi torso hace más de 17 años, y debo decirlo ahora, no duró más de 2 años mi gusto por las playeras negras, como tampoco duró más de unos meses la idea de que KISS era algo para rockear…

[audio:http://www.blog.thespacefarm.com/wp-content/uploads/2014/10/Kiss.mp3]

¿Rockear?

C.A.: ¿Qué pedo vamos a ir el sábado o te da frío?
Yo Merol: ¡Cinta carnal, amos que se arme!

Llegó el carnal a mi casa, el Cocodrilo siempre anda como en un nervio especial, tiene la frase “todo es con tranquilidad” casi tatuada, pero lo cierto es que el valedor tiene un nervio peculiar, porque en efecto se repite y nos repite una y otra vez “todo es con tranquilidad” pero es justo ese repetir lo que consolida el nervio especial que tiene; con ese nervio arribó al cantón donde quedamos de topar, lo primero que me dijo fue:

¡Güey, vamos en la moto! ¿O te da frío?

Yo había pensado llevar mi ranfla para ir dando las tres y echando la cerveza en el coche, justo  en el tono de todo es con tranquilidad, pensé vamos con calma, nos damos las tres, tomamos unas muertas y ya que estemos chidos le pasamos a la misión, pero nel, el Cocodrilo tenía otros planes, su satánico espíritu lo llamaba con desesperación a algunas de las misas negras celebradas aquélla tarde-noche en la Mixuca, así que montamos la moto para movernos, antes el cocodrilo sacó de su mochila una San Miguel que según él debía ir bebiendo en el camino, creo que nunca tomó en cuenta que yo llevaba el casco, cómo carajos pensaba que podía beber la chela, así que fungí como portavasos; más adelante me reprochó que llevará la chela en la mano…

C.A.: Llevas entuzada la chela ¿no? ¡Ahí están tus tíos!
Yo merol: ¡Sí wey, la metí en la cajuela, no mames!

Llegamos al pedo al lugar, incluso dejamos la moto en corto de unos tiras, compramos un seis de a 90, porque sabrán que la banda aledaña a la Mixuca hace su agosto con los toquines, de cualquier forma conviene más pagar un six en 90 a la banda, que comprarle dos chelas a ocesa por la misma cantidad. El seis es como la gasolina, hace que el nervio se alborote un poco más, justo se requiere traer esa actitud nerviosa con tranquilidad para hacerle la maldad a los “amos del concierto”, así que no escatimamos con esas chelas, nos dimos una rápida como el bandido en el western se daba su whiskey de madrazo para agarrar valor y tumbar al sheriff, así con la chela bien arriba en la cabeza, le caminamos a la misión…

Por aquí, por allá, chingue a su madre por donde se pueda.

La ruta que debíamos usar era la misma por donde el Cocodrilo había entrado un toquín antes, ya que el Hell and Heaven, según yo, tenía el acomodo igual que el Capital , sin embargo no era tan igual.

Después de caminar unos 20 minutos y darnos esas chelas para relajar el nervio nos deslizamos sigilosamente por el área infestada de puercos, que para nuestra suerte estaban en la pendeja… como siempre.

Un par de quiebres por el laberinto de tubos de las butacas y llegamos a una reja, ya estábamos muy cerca y el nervio de estar haciendo la maldad ya es reconocido, simplemente fluimos con él. El punto donde nos encontramos está muy quemón, tenemos que tumbarnos un rato y avanzar así unos metros, seguimos y encontramos el punto para entrar..

Yo Merol: Cámara we ya aquí
Teco: ¿Aquí ya?
Yo Merol: Simón así como vamos
Teco: va

Atravesamos la malla que pensamos nos llevaría al infierno, pero cual fue nuestra sorpresa: dos puntos de revisión, uno (el que pasamos) plagado de puercos del D.F. del lado derecho y del lado izquierdo el escáner de los putos de OCESA.

Yo Merol: Puta madre we falta ése, vale verga
Teco: No mames sí
Yo Merol: Pues vamos a campanear un rato por aquí y ya vemos cómo está el pedo, mientras hay que echarnos esas chelas que faltan
Teco: va.

Abrimos las chelas y antes del primer sorbo ya está bien sobres un wey de la delegación y nos dice ”Ey chavos, no pueden beber aquí, no sé cómo le hicieron para pasar la revisión pero las tienen que tirar”. Caminado hacia los botes de basura hicimos lo propio y de uno, dos tragos acabamos esas chelas.

Continuamos con la misión, salimos por donde la banda que tenía boleto entró, seguimos el camino y ya estaba en penumbra, el señor de las tinieblas nos camufla con su manto, después de caminar y observar distintos puntos llegamos al lugar indicado, lo vemos y decidimos que es por ahí, sólo hay que caminar con actitud y ya, justo al pasar por la puerta hay tres tipos de seguridad, nos ven, saco mi móvil y el Teco pasa haciendo la piña de tener algún brazalete, lo que importa es la actitud, caminamos y ya estamos dentro.

[audio:http://www.blog.thespacefarm.com/wp-content/uploads/2014/10/Porno-Thrasher.mp3]

Ya sonaba Rob Zombie, al tratar de pasar hasta adelante nos topamos con la mamada de su VIP, ¿qué clase de mierda es esa? Ya ni en el Capital había esa chingada sección y si la había no delimitaba tanto territorio, sin más, pues a buscar un buen spot, echar el respectivo humo y chela para festejar, ya ahí nos percatamos que el audio era muy bajo y no de muy buena calidad, como se debería de esperar en un concierto de METAL.

Teco: Ya wey, no mames entraste de a grasa sin Yolanda Maricarmen;
Yo Merol: Sí wey pero de todos modos la banda que sí pagó para que salgan con estas mamadas chale.

Acabó el Zombie con su Hit “Drágula”, tratamos de conseguir un programa pero mientras esa misión se completó, nos topamos que Samael ya estaba tocando, nos quedamos ahí sólo para hacer corajes una vez más por el audio, era pésimo y se escuchaba una batería que no existía ¬¬ el objeto, la bataca ahí estaba, pero nadie la tocaba, que de la verga de verdad, ya terminado su set era el turno para Obituary, pero faltaba un rato para que empezara, así que nos movimos.

Topamos una bandita que se llama Salvador y Los Leones, nos quedamos un par de rolas y nos movimos, caminado hacia el escenario Hell Stage vimos que estaba Korn, nos dimos la vuelta y buscamos algo mejor, al ir caminando apreciamos que si ya son malos tocando en vivo pues con ese audio mil veces más.

Al Ir hacia el escenario True Metal Stage nos topamos con esta buena banda de trash metal mexicano Intoxxxicated, mejor que los head liners, tenían un audio bien ecualizado y a buen volumen para echar el moshpitt.

[audio:http://www.blog.thespacefarm.com/wp-content/uploads/2014/10/Intoxxxicated.mp3]

Pero ya era hora de mover la mata y sacudir el cráneo, así que llegamos a la presentación de Obituary que para variar también tenía mal audio, no era posible que la música estuviera tan baja, había más escándalo en el velorio de mi abuela, y pues los fans empezamos a gritar: ¡Súbele! ¡Súbele! ¡Súbele! Después de un par de rolas ese wey hizo un poco de caso y ya se apreciaba mejor la música, por lo menos el Headbanging ya se podía hacer con más tranquilidad.

¿Tranquilamente?

Tranquilamente dice el cocodrilo, no veo nada de tranquilo en sacudir el cráneo de manera frenética y no es que me saque de onda, la mera neta yo iba en búsqueda de eso, ya suficientes flores y mamadas había visto en el Ceremonia, Corona y hasta en el Vive Latino, acá venía a ver playeras negras, banda sacudir la mata, morras en cuero y actitud devoradora; pero sobre todo a escuchar rock duro a altos decibeles, cosa que sí me falló, el audio, como ya lo dijo el reptil asesino, fue una mierda, creo que es básico cuidar el sonido en cualquier concierto, pero mucho más si es de metal, fallaron en ese aspecto y también sin ser un conocedor creo que sus Head Liners fueron más querubines que entes del averno como muchos esperábamos; por eso una vez terminando Obituary aplicamos la retirada, KISS está noche no iba a pintarme de negro, es más, no me llamó ni su parafernalia…

C.A.: ¡Vámonos wey!
Yo Merol: Cámara, nomás vamos a grabar un verbo para el Radio Accidental

[audio:http://www.blog.thespacefarm.com/wp-content/uploads/2014/10/Obituary-Chopped-In-Half.mp3]

NOTA: NOS VALE VERGA QUE YA TODOS LOS MEDIOS HAYAN HECHO SU RESEÑA Y QUE TODO SALGA TARDE EN THESPACEFARM, NADA DE LO QUE AQUÍ SE DICE ES PARA LAMER HUEVOS DE LA GENTE ENCARGADA DE PRENSA EN LOS FESTIVALES, ES MÁS SE LA PELAN PORQUE NOS VAMOS A SEGUIR METIENDO GRATIS, METIENDO CHUPE Y FUMANDO MARIGUANA EN SUS RECINTOS.